Twitter icon
Facebook icon

Turismo

Este poblado es atravesado por un bulevar central de unos 350 metros de longitud ("tres cuadras"), el cual desemboca frente a un interesante vestigio del periodo colonial español: la capilla (llamada iglesia de Nuestra Señora de Belén de Susques), una antigua y pequeña construcción edificada en el siglo XVI con adobes y, elemento singular de su arquitectura, las uniones de sus vigas de madera de cardón a dos aguas unidas mediante tientos de cuero debido a la falta de metal hierro. Tal templo fue consagrado en 1598 y es considerado el más antiguo santuario cristiano de la provincia de Jujuy, el interior de este edificio posee las paredes decoradas con pinturas de pájaros y flores regionales. Las campanas de bronce fueron fundidas en Chuquisaca, el órgano llama la atención por la baja altura de su teclado, de modo que solo puede ser ejecutado de rodillas, sobre el altar mayor se encuentra la antigua talla de la estatua que representa a la advocación de la Virgen de Belén. En este pequeño poblado se tejen ponchos, se elaboran algunas artesanías en piedra y cerámica y se pueden degustar asados (principalmente de chivito), locro, empanadas, tamales entre otras

Otros grandes atractivo son la cercana Quebrada del Taire cuyo acceso se encuentra unos 15 km al noroeste de Susques a través de la Ruta Provincial RP 16 y las Salinas Grandes del Norte a las cuales se accede por la RN 52.

Salinas Grandes

Salinas Grandes es la denominación de un salar limítrofe de las provincias argentinas de Jujuy y Salta, ubicado en la puna del noroeste Argentino y conforma uno de los principales atractivos turísticos de la Puna jujeña.

A 190 kilómetros de San Salvador de Jujuy se extienden por el sector llamado Puna Jujeña  las Salinas Grandes, una de las mayores depresiones de la provincia con más de 12.000 has. de sal a cielo abierto que encandilan por la vastedad infinita del color blanco que las conforman.

Estas salinas tienen como límite que la separan de la Quebrada de Humahuaca la sierra del Chañi por el sur y el este, mientras que por el norte y el oeste sus límites se hacen más difusos en el desierto de la Puna Salada. El origen data de un periodo durante el cual este salar se cubrió de aguas con gran cantidad de sales provenientes de la actividad volcánica, la evaporación paulatina de tales aguas saladas continentales dio origen a este salar que posee una costra cuyo espesor promedio es de 30 centímetros.

El Paso fronterizo de Jama

Susques es la segunda localidad más próxima al paso fronterizo Paso de Jama, que une Chile con Argentina.

 

 

Susques es, desde la inauguración del Paso de Jama, en 1991, testigo del desfilar de camiones que cruzan para el comercio binacional. Actualmente, se observan las hileras de los camiones que esperan realizar los trámites aduaneros o completar los requisitos para pasar por Los Andes a Chile. Desde Purmamarca, Jujuy, pasando por la bella Cuesta de Lipán se llega a esta ruta que forma parte del Corredor Biocéanico (vía de unión del Océano Pacífico con el Atlántico); y además constituye el segundo paso fronterizo más impotante de la frontera argentino-chilena, Luego del paso de Libertadores. También es una paso transitado por turistas, autos particulares y micros de pasajeros. Esto marca la ventaja competitiva de la Provincia de Jujuy, con su potencial de comunicación de nuestro país con Chile por un lado y Bolivia por el otro, y su integración dentro del Corredor Biocéanico que permite la exportación hacia paises de Asia. El paso no solo favorece a las localidades vecinas sino que comunica los puertos antofagastas e inquique en el pacífico y los de Brasil Santos y paranagua en el atlantico.

 

Nuestra Señora de Belén de Susques

la Iglesia Nuestra Señora de Belén de Susques construida a fines del siglo XVI con adobe, madera, cuero, techo de paja y piso de tierra.

 

 

 La pintoresca edificación cuenta con un campanario lateral de líneas coloniales y un interior ornamentando con pinturas que le brindan una belleza sencilla pero muy atrapante para todos los turistas que la visitan. Tomar una fotografía de su frente es casi una obligación.

RETABLO MAYOR

Compuesto sobre el mojinete triangular, está enmarcado en su parte superior por una guarda de elementos fitomorfos estilizados.

El retablo tiene un alto banco, al que se incorpora, en su parte media, la mesa del altar. Sencillas gradas sirven de apoyo al sagrario. En el muro se han practicado cuatro hornacinas, en las que se ubican las mencionadas imágenes.

El marco de estas hornacinas está determinado por diferentes juegos de triángulos, cuadrados, líneas en zigzag y hojas. Seis floreros con ramos de flores se han dispuesto a los costados, arriba y debajo de los nichos, mientras que una figura de Dios Padre emergiendo de un nimbo de nubes, en forma de rígidos círculos, oficia de ático.

El frontal del altar, que imita a los más habituales pintados sobre tela, repite la guarda geométrica en el límite superior y los laterales, en tanto que en el interior campean tres cuadrifolias, con pares de hojas entre los pétalos, y líneas de puntos que se expanden hacia afuera desde el centro de dichas hojas.

Este tema se repite como adorno suelto en los muros laterales.

Mampostería, temple.

Susques, siglo XVIII, 1872 y siglo XX.

PÚLPITO

Muy curioso es el púlpito de planta circular, con tribuna en forma de cilindro, terminado en un tronco de pirámide invertida que se apoya directamente en suelo. Todo el adorno consiste en guardas neogotizantes en forma de arcaturas, dentadas o simulando gallones.

La escalera de acceso es exterior.

Mampostería.

Susques, siglo XVIII.

PINTURAS MURALES

Entendemos que las figuras sobre las paredes laterales de la capilla, que representan a santos y santas, mártires, doctores y fundadores, merecen un análisis particular por el nivel artístico y estilístico que poseen, habida cuenta de que es éste uno de los escasos ejemplos de este tipo de arte que se conservan enla Argentina.

El artista ha logrado una pintura popular de gran jerarquía retomando el lenguaje usado en época colonial al trabajar elementos como por ejemplo, roleos vegetales, guías de hojas, floreros y pequeños pájaros.

Ocho pinturas están enmarcadas por líneas paralelas, con encuadre de elementos fitomorfos y volutas que recuerdan los verdaderos marcos de madera tallada, calada y dorada a la hoja: Santa Bárbara, Santa Catalina de Alejandría, Santa Elena, Santo Domingo de Guzmán, Santa Lucía, San Nicolás de Tolentino y San Esteban.

Todos ellos se alternan con otras figuras que no aparecen encerradas en un marco: Santo Tomás de Aquino, San Agustín, San Pedro Apóstol, San Pablo Apóstol y San Judas Tadeo.

Por debajo de cada una de estas representaciones, que tienen aproximadamente 115 cms. cada una, se han dispuesto floreros con hojas y flores, varios de los cuales rematan en graciosos pájaros ubicados en distintas posiciones. La altura de este friso inferior es de 90 cms.

En honor a la patrona de Susques se realizan diferentes actividades en el pueblo, incluso la tradicional doma de burros.

 

Términos y condiciones de uso (Abre en ventana nueva)